Translate

lunes, 15 de octubre de 2012

CORAZON HERIDO

Después de un largo fin de semana, debido al puente de la Hispanidad, comienza una nueva semana, estrenamos la segunda quincena de octubre y... dentro de unos días se cumplirán ocho meses desde la asignación de mi pequeña Mestir. ¿Quién nos iba a decir, aquel 23 de febrero, que pasaría la Semana Santa, mi cumpleaños, la Feria de mi pueblo, el verano, el cumpleaños de mi hijo, un mes del comienzo del otoño... y que aún no estaría mi niña en casa? Todos nuestros "compañeros de fechas", aquellos a los que asignaron en fechas cercanas -un poco antes o un poco después-, incluso los asignados meses más tarde, han viajado ya a Addis y tienen a sus retoñitos en casa. Sin embargo, nosotros seguimos aún sin saber siquiera cuándo haremos el viaje más importante de nuestras vidas. Ni que decir tiene que no pierdo la esperanza y que aguardo ese día con alegría y con ilusión, pero ¡se hace tanto de rogar! La espera se prolonga más, mucho más de lo previsto y hay momentos en los que me siento abatida. Es inevitable.
El embarazo de mi hijo fue complicado y se me hizo eterno; el parto resultó largo y doloroso y acabó en cesárea. Esta gestación ¡está durando tanto!. Y el alumbramiento, ¡está siendo tan duro...! En aquella ocasión me hicieron una herida en la tripita que tardó en curar. Esta vez tengo una profunda herida en el corazón que tendré que cuidar mucho para que sane. Sin duda, ambas me dejarán cicatrices, aunque habrá merecido la pena.

13 comentarios:

  1. Querida Estefanía:

    Sabes que estoy loca por que llegue el anuncio de las fechas de juicio, como te dije una vez, esa nena también es un poco mía y estoy pendiente de cada mensaje tuyo, de cada post, pues siempre pienso que nos anuncias las fechas.

    Respecto a ese dolor... Ay... Ese dolor que sentimos todos los que pasamos por esto y que tan poquita gente comprende... Seguro que el dolor, la angustia, el miedo y todas las experiencias negativas que viviste al nacer a tu primer hijo ya son únicamente un recuerdo, ¿a que sí? Pues dentro de unos años esa herida del corazón también sera solo un recuerdo, ya lo verás.

    Venga, aguanta un poquito más que la llamada está al caer.

    Un besito fuerte y como siempre, te envío todo mi cariño.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Inés. Sé que estás muy pendiente.
    Espero muy pronto poder darte la buena nueva y escribir un post entre lágrimas de emoción. ¡Con lo llorona que soy...!
    Tienes razón, el sufrimiento de mi embarazo/parto ya es sólo un recuerdo y llegará el momento en que este también lo sea.
    Ojalá muy pronto pueda abrazar a mi pequeña.
    Un beso muy fuerte.

    ResponderEliminar
  3. Estefania.. un besazo wapa.. piensa que esas heridas se curan... y cuando se curen... verás que han merecido la pena... ya sabes que nosotros estamos para ayudar en esa recuperación... dale cañaaaaaaaa!!!!
    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Hola Estefanía,
    Yo como tu, también tuve un parto horroroso (1 dia y 9 horas para al final terminar en cesarea) con mi hijo pequeño y como tu, estoy en la espera (o mejor dicho desespera) de asignación. Solo que yo estoy solo en Nacional. No sabes como te entiendo!!!

    Adelante!!!!!!!!!!!!!!!!!! ya queda poco!!! y esta vez el parto será sin sentir dolor!

    Un besico para una mami del corazon de otra mami de corazon XD

    Ali

    ResponderEliminar
  5. Y no me digas que ese dolor no es más llevadero sabiendo que todos los que te apoyamos, estamos pendientes de esa maravillosa noticia... Dentro de poquito (ya verás como es así) solo será una anécdota todo lo que te están haciendo esperar.
    Lo bueno siempre se hace esperar y Mestir no es lo bueno, sino lo MEJOR

    Un besote

    ResponderEliminar
  6. No me extraña que tengas una heridita en el corazón Estefanía, son muchos meses después de la asignación.
    Pero estoy segura y como tu bien dices, aunque dejen cicatriz, la espera habrá merecido la pena.
    Ojalá este mes nos puedas dar la noticia de que viajas ya mismito!
    Besitos guapa!

    ResponderEliminar
  7. En cuanto se termine el atasco de papeleo os dan fecha seguro, pero es normal estar con el alma en vilo cada día esperando esa llamada con vuestra fecha de juicio.
    Ojalá sea pronto, de verdad os deseo mucha suerte!

    besos

    ResponderEliminar
  8. Estefanía, deseo de corazón que vuestra espera termine ya, llevais muchos meses con la carita de vuestra hija en vuestra mente y corazón y ya va siendo hora de que la podais tener también entre vuestras manos para darle un gran achuchón y que se pare el mundo! Os lo mereceis y que sepais que somos muchos los que celebraremos ese deseado encuentro. Ojalá nos se demore mucho más.
    Biquiños guapa.

    ResponderEliminar
  9. Ay, niña, cómo siento esta "última" espera. Que aunque ya es el último trocito se hace la más cuesta arriba. Viendo ya a vuestra peque...
    A ver si esta apertura de las Cortes mete un buen empujón y voláis pronto a Addis.
    Un beso grande!

    ResponderEliminar
  10. Venga Estefania, la herida ahora duele porque es reciente pero en cuanto abraces a tu pequeña y pase un tiempo se curará a las mil maravillas, lo sabes. Cuidate que el día llegará.
    Bicos.

    ResponderEliminar
  11. Cuánto siento lo que está ocurriendo!!! Me da mucha rabia pensar que en ciertos procesos hay tantas cosas inexplicables, se siente tanta impotencia..... pero solo os queda un poquito más, eso es lo que falta para que esteis con vuestra pequeña, y entonces esa herida del corazón sanará rápidamente. Ójala os llamen pronto y tengais que salir pitando!!!

    Un besazo,
    María J.

    ResponderEliminar
  12. Os respondo a todas aquí, agradeciéndoos vuestras palabras y el que siempre estéis ahí... y ahora redacto una nueva entrada con nuevas y buenas noticias.

    ResponderEliminar
  13. Venga bombón!!! Que esa heridita seguro que tiene que estar a punto de curar....
    Uy... acabo de ver que estás haciendo una entrada????
    Aqui estaré hasta que la publiques.... que estoy expectante!!!!
    jejeejeejeej
    Un besazo!!!!

    ResponderEliminar

Deja tu comentario. Me hace ilusión saber que estuviste aquí. Gracias.